lds1_opt

Ejecutivos de Claro Chile en Copiapó se capacitan en Lengua de Señas

La compañía está certificando a sus colaboradores a lo largo del país para asesorar a clientes a través de lengua de señas.

Copiapó, 3 de enero 2020.– Para facilitar la comunicación con la comunidad sorda y avanzar en inclusión digital, Claro, en alianza con la Asociación de Sordos de Chile, capacitó en lengua de señas a los ejecutivos de sus sucursales en Copiapó. Es así como ya pueden comunicarse adecuadamente con la comunidad sorda de la ciudad y responder a sus consultas en forma personalizada.

Bajo la premisa “atender sin barreras a más personas”, la empresa instauró un programa para capacitar a sus ejecutivos en lengua de señas. La iniciativa partió en 2016 con foco en la Región Metropolitana, llegando al 100% de las sucursales. Hoy la apuesta se extiende a lo largo del país, donde el 85% de los centros de atención al cliente, desde Arica a Punta Arenas, ya cuenta con colaboradores entrenados para responder a las inquietudes de todos los clientes.

Gioconda Jara, directora de Servicio a Clientes de Claro Chile, explicó que “uno de nuestros motores es entregar un buen servicio y ser un aporte en la mejora de la calidad de vida. Eso es lo que buscamos a través de iniciativas como ésta, que elimina barreras y responde a las distintas necesidades de nuestros clientes, como es la posibilidad de una comunicación adecuada”.

La capacitación en lengua de señas favorece el día a día de quienes tienen una discapacidad auditiva, pero también ha enriquecido el trabajo de los ejecutivos de la sucursal. Una de ellas es la ejecutiva de Claro Susan Aróstica quien aprobó este año: “Mediante las clases me enamoré de esta lengua y ahora que puedo comunicarme, me siento un aporte real a la sociedad y que estoy entregando un granito de arena a la inclusión. Los clientes que he atendido quedan realmente sorprendidos y contentos ya que, según lo que me han contado, es muy difícil para ellos hacer trámites solos sin un traductor”.

Asimismo, Pedro Rojas cuenta que ha sido una experiencia gratificante. “Aprender Lengua de Señas es una gran oportunidad que nos entregó Claro y el proceso fue emocionante y un reto como persona y trabajador. En mi experiencia con clientes sordos, noté su felicidad al poder atenderse sin ninguna dificultad y agradecimiento por este paso hacia la inclusión”.

Para la capacitación, la compañía trabaja junto al Servicio Nacional de la Discapacidad (Senadis), la Asociación de Sordos de Chile (Asoch) y profesores del Instituto Profesional AIEP, para impulsar que el mundo público-privado sea capaz de responder a los ciudadanos por igual.