Compartir
Guacolda entrega ayuda a vecinos damnificados por aluvión en Chollay

Guacolda entrega ayuda a vecinos damnificados por aluvión en Chollay

El aluvión del pasado 22 de enero que afectó a familias y vecinos de la localidad de Chollay en Alto del Carmen ha movilizado a la región de Atacama para ir en ayuda de quienes sufrieron las consecuencias de esta nueva catástrofe que azotó a sus pobladores. Motivados por su activo compromiso social, Guacolda, una empresa AES Gener, no quiso estar ausente ante esta situación de emergencia.

La compañía entregó 500 bidones de agua purificada, un total de 2.500 litros como donación a las familias damnificadas, sumándose a las labores de recolección de ayuda que despliega por toda la región.

El aporte que se enmarca en la política de Responsabilidad Social de la empresa, fue recibido por el alcalde de Huasco, Rodrigo Loyola, quien dispuso un centro de acopio en la municipalidad para trasladar toda la ayuda recolectada por los vecinos de la comuna hacia la localidad afectada.

“Quiero agradecer a Guacolda a través de AES Gener estos 500 bidones de agua. Hicimos el llamado a la empresa y nos dijo inmediatamente que sí y ahora estamos recibiendo esta importante ayuda para los vecinos que hemos tenido la oportunidad de visitar y conocer su realidad y necesidades. Estamos muy contentos que Guacolda haya puesto su colaboración a disposición de las personas afectadas”, dijo el alcalde.

Marco Bilbao, subgerente de mantenimiento de Guacolda y encargado de entregar la donación, indicó que “nos hemos caracterizado por estar presentes con ayuda cuando nuestros vecinos se ven afectados por fenómenos naturales. En esta oportunidad estamos enviando un recurso de primera necesidad y fundamental para las familias porque sabemos que tienen problemas de abastecimiento de agua”.

Pero no es la primera vez que la empresa apoya a los vecinos de Atacama en situaciones de emergencia. Guacolda, una empresa AES Gener, ayudó a vecinos de la misma comuna afectados por aluviones del 25 de marzo de 2015, aportando en dicha ocasión con alimentos no perecibles, ropa de cama, además de disponer de un camión aljibe y maquinaria para el despeje de caminos.